miércoles, 12 de octubre de 2011

...(3)


(Léase escuchando esto):


Sí, zagales. La vida en el taller es dura, más todavía si tu piel es fina y delicada como la de una princesa, mi caso. Debería ir buscándome título para estas cosas, ¿no?

No hay comentarios:

Publicar un comentario